Archivo por meses: julio 2020

Utilización de las marchas en la conducción

Una de las cuestiones más buscadas a la hora de obtener el permiso de conducir en Sevilla es saber cuándo hay que cambiar de marcha. Especialistas como los de Autoescuela Ciudad Jardín informan de este tipo de acciones a la hora de enseñar a sus alumnos.

Las revoluciones del motor son las más indicadas para llamar nuestra atención y cambiar de marcha. Es importante circular al mínimo de revoluciones posibles a la hora de hacer una conducción eficaz. A muchas personas este tipo de cambio de marchas le supone todo un mundo.

Habrá que hacer una distinción entre algunas de las marchas:

  • Punto muerto. Simbolizado con una N en la palanca de cambios. En esta posición los engranajes del eje de salida giran libremente mientras que los del intermedio se quedan fijos. No se transmite la energía o fuerza a la unidad de potencia.
  • Primera marcha. Esta posición proporciona un elevado par motor lo que hace posible la aceleración necesaria para revolucionar el motor hasta la siguiente velocidad.
  • Segunda marcha. Simbolizada con un 2. Da lugar a una mayor velocidad y un menor aumento del par.
  • Marcha atrás. Simbolizada con una R. Hace que el eje principal invierta la dirección.

A la hora de obtener el permiso de conducir en Sevilla habrá que poner atención a este tipo de detalles. No solo los aspirantes a conductoresdeben de aprender cómo son las marchas, también algunos que ya tienen el carnet deben de repasarlas con el fin de no crear conflictos evitables en el motor del coche.

Son muchos quienes no cambian de marcha con la suficiente frecuencia. Generando así problemas que salen a la larga bastante caros. Realizar una conducción eficiente es de lo más necesario, siendo un proceso que cada vez debe de ajustarse más a las necesidades de la población.

Conoce los beneficios del yoga

¿Pensando en probar algo nuevo para 2019? Quizá tomar algunas clases de yoga sea una buena idea. Cada día son más quienes se unen a este deporte que tantos beneficios genera. Tener despejado cuerpo y mente no es nada fácil, por lo que animarte a comenzar una práctica tan gratificante puede influir de forma más que positiva en tu vida diaria.

Aportas te anima a comenzar con tus clases de yoga en Sevilla para conseguir:

  1. Mejora tu flexibilidad. Para poder realizar algunas posturas es más que necesario contar con una buena flexibilidad. Estas posturas, conocidas como asanas, se adaptan a cada parte de tu cuerpo con el objetivo de conseguir un mejor estiramiento. A medida que avances en la práctica de yoga, notarás como tu elasticidad mejora progresivamente.
  2. Más concentrado. Esta actividad hace que pienses con una mayor claridad, ayudando en todo momento a la concentración. Si estás en época de exámenes quizá deberías realizar una práctica algo más intensa con el fin de conseguir los mejores resultados.
  3. Pierde peso. Al contar con una mayor conciencia sobre la situación en la cual se encuentra tu cuerpo, aprendes a controlar la ansiedad y el estrés a la hora de comer. También hay que añadir que en muchas posturas se trabaja una mejora en cuanto al tránsito intestinal.
  4. Mejor descanso. Existen posturas como la Balasana o la Savasana que ayudan en gran medida a dormir mejor. Es por ello que en muchas ocasiones es recomendado su práctica a aquellos pacientes que sufren problemas en cuanto al hábito del sueño.
  5. Paz interior. Su práctica permite el control emocional, alcanzando así el bienestar y la armonía interior. Es uno de los principales motivos por los que se animan los distintos usuarios a tomar clases de yoga en mindfulness en Sevilla.
  6. Mejora la respiración. Conseguir que se transporte mejor el oxígeno en la sangre es una de las principales razones por las cuales deberías aprender a respirar de una forma correcta. Aunque no lo parezca, son muchos quienes han adquirido malos hábitos a la hora de inhalar y exhalar aire (como por ejemplo hacerlo por la boca).
  7. Eliminar el estrés. Practicar yoga puede ser uno de los mejores remedios para acabar la inquietud generada por los problemas. Acabar el día realizando algunas de las posturas más relajantes puede ser una gran opción.
  8. Una postura adecuada. Los asanas consiguen que tengamos una correcta postura, acabando con el dolor de espalda crónico que se produce normalmente por la adquisición de hábitos poco saludables a la hora de sentarnos, andar o agacharnos.
  9. Cambios positivos en la genética. Varios estudios han confirmado que la práctica de yoga genera un cambio en la expresión de nuestros genes. Entre sus consecuencias están el envejecimiento de las células o el aumento de la insulina.